martes, 3 de marzo de 2009

Un sicario confundido...

pero definitivamente casado a la idea del desempeño por resultados:
Menos mal que no tenía que matar a un Juan o un Pedro.

No, no es una nueva película de Guy Ritchie, es otra noticia que aparece hoy en la prensa nacional en la siempre llena sección de sucesos. El chiste está demasiado fácil pero ¿qué más le queda a uno? Reírse para no llorar.

Extrapolando el lema carabobeño, definitivamente Venezuela es el territorio de lo posible.


Adenda: agradeciendo a Guido la noticia, quien me la pasó con una advertencia: "Terminator está suelto en Guarenas"

2 comentarios:

Alejandro dijo...

Menos mal no se llamaba Alejandro.

(o será que mejor me mudo de Guarenas?)

Irislis dijo...

Este sicario sí toma su trabajo en serio...será que al final cobró triple?